677 00 00 **

Blog

25Sep, 15
impuestos

Impuesto y tributo no son exactamente lo mismo. El tributo es toda obligación de pago al Estado; el impuesto, una de las formas que puede adquirir el tributo.

Tipos de tributos

Fundamentalmente existen tres clases de tributos:

  • Tasas. Cuando se pagan las tasas se está abonando un determinado importe económico para, a cambio, recibir un servicio. Un ejemplo de tasas serían aquéllas que los universitarios desembolsan para matricularse en la Universidad.
  • Contribuciones especiales.
  • Impuestos. En este caso, el pago que se realiza al Estado no lleva implícita la prestación de un servicio. El importe de un impuesto depende de la capacidad contributiva del sujeto y puede ser directo o indirecto. Entre los primeros encontraríamos, por ejemplo, el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas. Entre los segundos, el IVA o los llamados impuestos especiales que se cargan sobre el tabaco o el alcohol. Este tipo de impuesto lo paga el consumidor final pero lo ingresa en las arcas del Estado el vendedor de lo que se ha consumido.

La finalidad de los tributos es subsidiar el gasto público, es decir, proveer al Estado de fondos suficientes para que éste brinde al ciudadano una serie de servicios entre los que podríamos incluir la sanidad, la educación y otra serie de servicios sociales. Los tributos se encuentran reglamentados por el sistema fiscal.

Conceptos tributarios

Cuando se habla de tributos hay varios conceptos que hay que tener en cuenta. Esos conceptos son los de hecho imponible, sujeto pasivo, domicilio fiscal, base imponible, base liquidable, tipo de gravamen, cuota del impuesto y deuda tributaria.

El hecho imponible es aquel presupuesto fijado por ley cuya realización origina el nacimiento de la obligación tributaria.

El sujeto pasivo es el contribuyente, es decir, la persona física o jurídica que, habiendo realizado lo dispuesto como hecho imponible, debe cumplir la obligación tributaria derivada de dicha acción.

El domicilio fiscal es la residencia habitual en el caso de las personas físicas y el domicilio social en el de las personas jurídicas. El domicilio social de una persona jurídica se encuentra allí donde se encuentran centralizadas la gestión administrativa y la dirección de la empresa.

La base imponible, es decir, la cantidad sujeta a tributación, será aquélla que determine la ley.

La base liquidable es el resultado de aplicar a la base imponible las reducciones determinadas por ley.

El tipo de gravamen es el porcentaje que se aplica a la base liquidable para calcular la cuota del impuesto.

La cuota del impuesto. La determinación de la cuota del impuesto puede realizarse de diferentes maneras:

  • Aplicando un tipo de gravamen determinado.
  • Fijando una cantidad legalmente.
  • Conjuntando los dos anteriores procedimientos.

La deuda tributaria. La deuda tributaria es el resultado de sumar a la cuota del impuesto o cuota tributaria los recargos que sean exigibles. Entre estos recargos podemos contabilizar las costas, el interés de demora, etc.

Tags: ,

No Comments

Comments are closed.